Son ya más de 125 años impartiendo clase en el colegio de Xove, un centro que acusa el paso del tiempo en sus paredes e instalaciones, sin que las administraciones asuman su responsabilidad en el mantenimiento del edificio. A no ser, eso sí, que desde el centro se convoque a los medios y se lance una denuncia pública, como lo ha hecho la Asociación de Madres y Padres (AMPA), provocando que justo en el momento en que se atendía a los medios este lunes 21 de enero apareciera un camión de EMULSA para baldear y limpiar el patio exterior, tomado por el polvillo de la contaminación que sufre la zona Oeste de la ciudad.

Eva María Fernández Fernández, secretaria del AMPA (asociación de Madres y Padres) del CP de Xove comenta que “en este tiempo las reformas que se han hecho son prácticamente cero”. Conseguir la limpieza de la pista tampoco es fácil: “Para que vengan a limpiar como lo están haciendo ahora es muy complicado: este año he llamado cinco o seis veces, pero siempre ponen alguna excusa”, explica Eva María Fernández.

Así, primero se amparaban en la señal que prohibía la entrada a camiones de más de 3.500 kilos, por lo que EMULSA no podría pasar, cosa que sí hace el camión de la basura que circula a diario y además también se hace la excepción con los camiones de una determinada empresa, por lo que también podría regir esa excepción para EMULSA.

A pesar de las denuncias de la comunidad escolar, la concejala de Educación, Monserrat López Moro aseguraba hoy -en la Comisión en respuesta al ruego presentado por Xixón Sí Puede en la Comisión de Bienestar Social, Cooperación, Cultura y Educación -que sí se limpia todas las semanas, punto que se niega desde el AMPA que únicamente consiguió algún tipo de respuesta con la denuncia pública efectuada. A este problema en el patio, donde los niños y las niñas juegan entre el polvo que deja la contaminación, se une un deficiente mantenimiento en el conjunto del edificio: desconchones en las paredes, ventanas antiguas que no cierran, baños en pésimo estado… En el caso de las ventanas, sí apareció una partida de 35.000 euros por parte de la Consejería de Educación, anunciada justo antes de que el AMPA hiciera la denuncia pública.

Otra de sus reclamaciones es la instalación de unos baños exteriores o acceso al exterior desde los interiores, demanda a la que tampoco se da respuesta. “XsP se suma a la denuncia de la comunidad escolar y llama la atención sobre la necesidad de acometer una reforma integral en el centro. A esto hay que sumar que en este colegio confluyen dos problemas graves de la ciudad: la contaminación en la zona Oeste, que lleva a que el patio donde el alumnado juega y hace educación física esté en unas condiciones insalubres, ya que en el momento de la visita de este 21 de enero llevaba sin limpiarse desde noviembre, y el abandono en los edificios”, apunta Mario Suárez del Fueyo, portavoz de XsP.

A estas problemáticas también hay que añadir el estado irregular del pavimento, que hace que cuando se limpia la pista o llueve esta quede llena de charcos, por lo que la comunidad escolar reivindica el cierre de la misma para que las y los niños puedan disfrutar de la misma en unas condiciones dignas.

Mientras tanto, el AMPA incide en que no se llevan a cabo las reparaciones necesarias, sino que nada más se “parchea” sin dar solución a los problemas de fondo. A todo ello se suman los recortes de personal que la Consejería de Educación viene haciendo en los últimos años, lo que también tiene consecuencias sobre la calidad de la educación en el centro.