Alonso: “Esos 19 millones de euros que se van a invertir ahora en la Reguerona se van a tener que devolver multiplicados por dos por la ausencia de saneamiento en la zona Este”

El Ministerio de Medio Ambiente acaba de anunciar una inversión de unos 19 millones de euros para acometer mejoras en la depuradora del Oeste de Xixón, aunque no hace ninguna referencia a las más que necesarias medidas para que en la zona Este de la ciudad se dejen de vertir aguas residuales sin ningún tipo de tratamiento.

“En la zona Oeste la depuradora no está alcanzando el rendimiento que establece la Directiva Marco del Agua de la Unión Europea (UE) por cómo se hizo la propia construcción de la planta. En su momento se tenía que haber construido para obtener esos rendimientos, pero no se hizo, por lo que ahora hay que gastar más dinero, ya que no se puede paralizar la depuración y es precisa una inversión más costosa ”, explica David Alonso, concejal de Xixón Sí Puede (XsP) responsable de Urbanismo y Medio Ambiente.

Esta situación no deja de ser “paradójica y jocosa, por utilizar un término suave, ya que esos 19 millones de euros que se van a invertir en la planta de La Reguerona los vamos a tener que devolver multiplicados por dos en multas a la UE, dado que no tenemos depuración en la zona Este”, remarca el edil de XsP. Así, hay pendientes dos sanciones de la Unión Europea por déficits en la depuración: 46,5 millones para todo el Estado y 19.000€ diarios para Xixón. Esta segunda multa, previsiblemente, se llevará a los tribunales durante los meses de junio o julio de este año.

En este sentido, no se sabe nada del estado de la EDAR del Este: “Lo último que supimos del Ministerio de Medio es que ‘estaban en ello’, aunque no sabemos exactamente en qué”, ironiza Alonso. Un escenario que se plantea a 15 días de que empiece la temporada de baños mientras la depuración de la zona Este es inexistente y en el Oeste no es la que debiera ser.

Desde XsP se advierte además de que el que por el momento los análisis de la calidad del agua den resultados positivos no significa que el problema no exista: “Lo hemos dicho reiteradamente: el problema con la falta de saneamiento es que el día que las aguas se colmaten de contaminación la situación será aún más grave y las inversiones para solucionarlo de dimensiones mucho mayores”, afirma David Alonso.

El propio Ministerio de Medio Ambiente recuerda las palabras de la Directiva Marco del Agua en la que se dice que “un agua depurada incide directamente en el bienestar de los ciudadanos” y que “una depuración adecuada es vital para el mantenimiento de los ecosistemas”. Sin embargo, en Xixón se dista de cumplir unos parámetros adecuados de depuración en una ciudad de casi 300.000 habitantes.

Todo ello sin olvidar el estado de deterioro del emisario de Aboño que ya denunció XsP en julio de 2016 sin que se tenga conocimiento de que se hayan tomado medidas al respecto. En aquel momento, XsP detalló alguna de estas carencias: falta de la tapa ciega al final del emisario, difusores arrancados o difusores en mala posición eran algunas de las deficiencias que el grupo municipal detectó y que podrían ser consecuencia del impacto de las obras de ampliación de El Musel.

“La situación de las aguas residuales de esta ciudad es caótica y el Ministerio de Medio Ambiente no establece ningún tipo de inversiones más allá de los fondos europeos, que ya veremos cómo y cuándo se ejecutan”, comenta el concejal de XsP. De momento, el anteproyecto para esta obra que se anunció finalizó el año pasado y tuvo un coste de 180.000 euros, y la realidad es que en los Presupuestos Generales del Estado la inversión para Xixón en el apartado “Sanemiento Gijón (Asturias) Plan Crece” es de cero euros.